Oceanika recupera el espíritu de La Panaméricana

Sala---OceanikaHace menos de una década, Emiliano Reyes, un venezolano capaz de anticiparse a las tendencias  gastronómicas y reiventarse cada cierto tiempo, creó el concepto de La Panamericana, con el que reivindicaba los sabores iberoamericanos, con una cocina divertida, plagada de trampantojos y juegos gustativos que conquistó al público madrileño. Platos como el “cardito express”, el Bloody Mary con mariscos o los churros con chocolate –que con esa apariencia escondían un plato salado típico de varias cocinas americanas– impactaron en el conservador paladar gastronómico de la capital, y parecían perdidos para siempre desde que en 2015 cerraron los locales de La Panamericana. Sin embargo, dos de las personas que formaban aquel proyecto, Carlos Pérez y Filomena Grudeski, han recibido el testigo de Emiliano Reyes y, desde hace unas semanas, han recuperado el espíritu de La Panamericana en Oceánika que en el mismo local de la calle Antonio Pérez de Madrid, casi con el mismo equipo y una carta similar, toma el relevo de aquel proyecto.

Además, la propuesta llega justo en el momento en que las cocinas iberoamericanas empiezan a ser reconocidas y entendidas por el público general, por lo que tanto los nostálgicos como los que no tuvieron oportunidad de probar aquellos platos tienen de nuevo la posibilidad de introducirse en esta cocina divertida, sabrosa y original, que, además, se ofrece a un precio ajustado. De esta forma, se recuperan propuestas impactantes como arrancar el menú con una cafetera italiana en la mesa, sobre un pequeño hornillo, en la que se cocina ese “cardito express que luego podremos degustar en varios pases, provenientes de cada una de las partes de la cafetera. Un juego que se repite en más platos y que se complementa con propuestas más clásicas como tiraditos, ceviches o el lomo saltado.

El local, que mantiene su decoración en la que predomina la madera y los colores claros, nos remite a esos ambientes cálidos ecuatoriales. La bodega, con importante presencia de vinos chilenos y argentinos y otras referencias más locales, se complementa con cócteles como el pisco sour o ron Cuba libre, que acompañan a la perfección la propuesta culinaria.

Oceanika
Antonio Pérez, 26. – semiesquina Velázquez, 150. Madrid
Tel.: 915 626 660
Precio medio 35 €. Menú mediodía entre semana 11,90 €
Cierra domingos y lunes noches.